Caprichos y arbitrariedades de la Sección 22 están acabando con Oaxaca

0
154

samuel guerraOaxaca de Juárez, Oaxaca a 28 de Julio del 2014.-  “Las arbitrariedades y caprichos de la Sección 22, están acabando con lo poco que le queda a Oaxaca”. Fueron tajantes las declaraciones que hiciera Sergio Bello Guerra, diputad local por el Partido Acción Nacional (PAN), reprobando las acciones negativas que han emprendido el magisterio en la celebración de máxima fiestas de los oaxaqueño, como lo es la “Guelaguetza”.

Es por eso que destacó, “la intolerancia al desarrollo de Oaxaca no solo genera un retroceso, sino la debacle de empresas familiares, atracción de inversión y desarrollo económico en cada una de las regiones de la entidad”.

Es por eso que el presidente de la comisión de Desarrollo Económico, Industrial, Comercial y Artesanal, exhortó al Gobierno del Estado y a la LXII Legislatura, “actuar con responsabilidad y no conducirse bajo los intereses de un grupo que ha dejado en claro que maneja un doble discurso, no se busca el bienestar y desarrollo de las comunidades atentando contra ellas”.

El legislativo del Estado puso en claro que, “Oaxaca es un estado con muchas posibilidades de crecimiento, pero estas se vulneran por la falta de compromiso del magisterio con la ciudadanía y la negligencia del gobierno en atender los problemas que laceran a sociedad, amputando literalmente, las condiciones de progreso”.

No dudó en señalar el sector productivo, así como aquellas empresas familiares, artesanos, restauranteros, transportistas, hoteleros, entre otros, ven en las fiestas de la Guelaguetza una oportunidad importante de derrama económica, generación de empleos temporales y posicionamiento de productos regionales ante la llegada de turismo nacional e internacional.

Pero lamentó que el magisterio, que año con años ha efectuado como “medida de presión” para que sus demandas sean atendidas, realice acciones negativas para el Estado a nivel mundial, “retribuyendo en disminución de la presencia de turistas, cierre de negocios y carencia de fuentes de empleo necesarias para la sociedad oaxaqueña”.

Insistió en que “la oportunidad de los comerciantes oaxaqueños de generar una mayor percepción y colocación de sus productos en estas fechas, se vulnera por manifestaciones, bloqueos, actos vandálicos, en los que se necesita aplicar la ley”.

Confirmó, lamentablemente, que la lucha magisterial se ha desvirtuado, “provocando un daño irreversible en el crecimiento del Estado”. Es por so que convocó a la sociedad en general a sumar esfuerzos y generar acciones de bien, a restaurar el tejido social pues “Oaxaca es más que un sector que no le interesa el futuro de nuestro estado”.

“Estamos convencidos de que los problemas tienen solución, pero no a costa del daño y perjuicio de la sociedad, de la niñez, que también demandan una calidad educativa que les permita mejorar su futuro, es necesario que el diálogo y la negociación continúen siendo los ejes hacia la construcción de una mejor sociedad”. Dijo Bello Guerra.

Por: Antonio Salinas